Teléfono de Urgencias Generales: 932 850 777

Obesidad - Tratamientos Endoscópicos

INFORMACIÓN GENERAL

Procedimientos endoscópicos efectivos para el tratamiento de la obesidad

Una tecnología innovadora, segura y rápida para perder peso en poco tiempo. La mejor solución cuando el tratamiento médico-dietético resulta insuficiente.

¿Qué son los tratamientos endoscópicos?

 Son procedimientos para realizar una serie de modificaciones intragástricas mediante técnicas practicadas por vía endoscópica, es decir:

  • A través de la boca.
  • Sin cirugía ni incisiones abdominales.
  • Bajo sedación.
  • Pueden ser reversibles o definitivas.

¿Qué obtiene el paciente con estas técnicas?

  • Le proporciona una sensación de saciedad precoz o plenitud.
  • Le reduce la capacidad gástrica.
  • Tendrá un postoperatorio rápido con escasas complicaciones.
  • El paciente puede retomar su vida normal en pocas horas.

Estas técnicas ayudan al paciente a mantener unos buenos hábitos alimentarios y, por lo tanto, a conseguir la pérdida de peso.

METODO POSE

¿En qué consiste?

El método POSE (Primary Obesity Surgery Endoluminal) normal es un procedimiento endoscópico restrictivo y definitivo, que consiste en realizar 12 pliegues gástricos y suturarlos o plicarlos para reducir el tamaño del estómago en un 20-30%. También se puede practicar el método POSE reforzado en el que, a diferencia del anterior, se realizan 15 plicaturas. En ambos casos se limita la capacidad del estómago y favorece un vaciado gástrico enlentecido. El sistema está diseñado para permanecer de por vida, es decir, se considera un método irreversible, a diferencia de los balones que son procedimientos reversibles.

¿Cuánto dura el procedimiento?

La técnica se puede realizar de forma ambulatoria pero la tendencia actual es permanecer ingresado unas 12h. El procedimiento se realiza en unos 30-45 minutos.

Este método estaría indicado en paciente con obesidad, con IMC comprendidos entre 30 y 40 kg/ m2 o en aquellos pacientes con IMC>40 que no pueden ser sometidos a una cirugía bariátrica por diferentes causas

¿Qué medidas hay que tomar después?

La sintomatología más habitual después del procedimiento es la presencia de algunas náuseas, vómitos y dolor de estómago. Los primeros días se pauta medicación para amortiguar esta clínica normal asociada. Pasado este tiempo, la tolerancia del procedimiento es buena.

El paciente deberá seguir el tratamiento dietético y un programa de modificación de hábitos, tanto alimentarios como de estilo de vida, con el apoyo de nuestro equipo multidisciplinar, quienes le ayudarán a llevar una vida más saludable y alcanzar los objetivos marcados de pérdida de peso.

¿Cuánto peso se pierde?

En diferentes estudios sobre este tratamiento se habla de que se consiguen pérdidas de hasta un 45% del exceso de peso. La pérdida de peso media estimada con este procedimiento es de unos 20-22 kg en el primer año. Pero existe una gran variabilidad entre pacientes, relacionada con el IMC inicial, su grado de motivación y el seguimiento posterior realizado por el servicio de dietética y psicología.

Como se ha mencionado con anterioridad, se trata de un método de por vida por lo que el objetivo o la meta la marca el propio paciente en el tiempo.

 

 
Procedimiento endoscópico POSE para el tratamiento de la obesidad

 

Tamaño de el estómago después de practicar los pliegues gástricos

 

 

 
Pliegue del procedimiento POSE para la reducción del estómago

 

Pliegue gástrico

 

 

 

BALÓN INTRAGÁSTRICO

Es el balón más popular y usado desde 1999 hasta la actualidad.

¿En qué consiste?

Consiste en un balón esférico de silicona muy resistente a los ácidos gástricos, que está diseñado para ser colocado en el estómago mediante vía endoscópica durante 6 meses, con el fin de conseguir una disminución de la sensación de apetito y aumentar la sensación de saciedad tras la ingesta.

Estaría indicado en pacientes con obesidad –con un IMC (Índice de Masa Corporal) entre 30 y 40 kg/m2, así como en pacientes con IMC > 40 kg/m2–, como tratamiento previo a la cirugía bariátrica, con la intención de disminuir el riesgo quirúrgico. En casos de sobrepeso tipo II, también se podría considerar como opción.

¿Cuánto dura el procedimiento?

El procedimiento, tanto de introducción como de extracción del balón, tiene una duración de unos 15 minutos y es realizado de forma ambulatoria, en la sala de endoscopia, bajo sedación y exclusivamente a través de la boca.

¿Qué medidas hay que tomar después?

Los primeros días hay una sintomatología habitual asociada que está formada por la aparición de náuseas, vómitos y dolor de estómago. Tras este periodo inicial, la tolerancia es buena en más de un 80% de los casos. Solo en el 1-2,5% de los pacientes existe la posibilidad de una retirada precoz por intolerancia.

El paciente deberá seguir el tratamiento dietético y un programa de modificación de hábitos, tanto alimentarios como de estilo de vida, con el apoyo de nuestro equipo multidisciplinar, quienes le ayudarán a llevar una vida más saludable y alcanzar los objetivos marcados de pérdida de peso.

¿Cuánto peso se pierde?

La pérdida media de peso oscila entre 13 y 21 kg, pero existe una gran variabilidad entre pacientes y estudios. En la mayoría de los casos, la pérdida de peso está relacionada con el IMC inicial, el grado de motivación de los pacientes y el seguimiento posterior por el servicio de dietética y psicología.

 

Video: Colocación del balón intragástico

Video: Extracción del balón intragástrico

Última modificación: 
27/06/2018

Accesos directos